Es esta ocasión os traigo el corto de animación que ha revolucionado las redes sociales esta semana, se trata de “In a Heartbeat”, a lo que podríamos traducir como “De un latido”. Una historia que trata sobre los sentimientos entre el colectivo LGTB.

La trama es tan sencilla como universal el lenguaje del amor (del que no se ha requerido ni de un solo vocablo). Como protagonistas; dos compañeros del colegio y el corazón de uno de ellos. Dos chicos que están .

Es tal ese cariño incontrolable que siente Sherwin por Jonathan, que hasta se le sale literalmente “el corazón del pecho”, cosa que viene a colación para que los latidos marquen el ritmo de la cinta.

Resultado de imagen de In a Heartbeat

A destacar la calidad de la imagen, las miradas de los protagonistas y la sutil canción de Arturo Cardelús (Madrid, 1981) que acompaña a la narración.

El cortometraje no solo muestra la ternura del primer amor y el miedo al rechazo por parte de la persona amada, si no que va mas allá, convirtiéndose en una critica hacia el desprecio, que muestra a veces la sociedad, por lo diferente, por el amor de personas del mismo sexo.

Una historia que no habla “exclusivamente” de un amor homosexual, si no que nos habla de los sentimientos en términos generales.

Resultado de imagen de In a Heartbeat

Beth David (animadora e ilustradora americana) y Esteban Bravo (animador mexicano) declaran que “este trabajo intenta emocionar al público, buscando que las personas puedan cambiar su manera de ver la homosexualidad, que ha sido hipersexualizada, dando a entender que el amor que se puede sentir por un niño es exactamente el mismo que el de un niño por una niña”. De algún modo, querían también demostrar que la idea preconcebida de que el contenido LGBT no es apropiado o adecuado para las audiencias más jóvenes, es totalmente obsoleta, puesto que la sociedad actual es mucho mas tolerante ante todo ello.

Aunque la cinta vaya dirigida directamente al colectivo gay, hay que decir que al tratarse de una historia de amor, cosa que casi todo el mundo ha experimentado alguna vez, esto hace que sea sencillo y directo entender “el lenguaje del cariño”.

Resultado de imagen de In a Heartbeat

Amor, da igual de quién o por qué venga. Lo único importante es que sea “puro amor”.

Sus creadores, Beth David y Esteban Bravo, alumnos del Ringling College of Art and Design de Florida, empezaron esta aventura en el año 2015,  y el proyecto se ha logrado alcanzar gracias al crowdfunding con el que pidieron recaudar 3.000$ y han alcanzado la sorprendente cifra de 14.000$.

Junto al cortometraje, Bravo y David han lanzado dos carteles que recrean los de dos películas románticas: Brokeback Mountain y Bajo la misma estrella.

 

Advertisements